Protege contra lesiones causadas por mordeduras de animales venenosos, materiales u objetos cortantes, partículas voladoras, perforantes y neblinas en la aplicación de productos químicos.